Press "Enter" to skip to content

Rusia declara “agente extranjero” a la ONG creada por el opositor Alexey Navalny

El Fondo de Lucha contra la Corrupción (FBK, por su siglas en ruso), la ONG creada por el líder opositor ruso Alexey Navalny, fue declarada hoy “agente extranjero” por el Ministerio de Justicia de Rusia, que impone así una serie de restricciones a su funcionamiento.

“El 9 de octubre de 2019, de conformidad con la ley sobre organizaciones sin ánimo de lucro, la organización Fondo de Lucha contra la Corrupción ha sido incluida por el Ministerio de Justicia en el registro de las ONG que cumplen funciones de agente extranjero”, señala el comunicado de esa cartera.

La reacción de Navalny se produjo de inmediato en las redes sociales.

“Esto ya es demasiado. El FBK jamás ha recibido un centavo de dinero extranjero. Todo el dinero del FBK proviene de vuestras donaciones (de ciudadanos de Rusia). Las acciones del Ministerio de Justicia son totalmente ilegales y, por lo visto, por orden directa de (Vladimir) Putin”, escribió Navalny en Twitter.

El dirigente opositor afirmó que el jefe del Kremlin “le tiene pavor al FBK”.

“Pues él (por el presidente Putin) se apoya en el poder de los ladrones y los corruptos. Y nosotros destapamos la corrupción. Y no nos detendremos, pese a todo”, subrayó Navalny.

El FBK publicó numerosos videos en Internet, vistos por millones de usuarios, en los que acusa de corrupción a altos cargos gubernamentales.

“Exigimos que el Ministerio de Justicia explique públicamente y presente pruebas de que el FBK ha recibido un solo centavo de dinero extranjero”, señaló el líder opositor.

Navalny fue uno de los organizadores en 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética (1991), tras lo cual fue objeto de causas penales por diversos delitos económicos, a lo que se suma una decena de arrestos por manifestaciones opositoras ilegales.

En los últimos años el Fondo de Lucha contra la Corrupción de Navalny acusó a numerosos altos funcionarios de enriquecimiento ilícito, incluido el primer ministro, Dmitri Medvedev, reseñó la agencia de noticias EFE.

Entre los acusados se encuentra también el jefe de la comisión electoral de Moscú, Valentín Gorbunov, que se negó a registrar a 57 candidatos de la oposición extraparlamentaria a las elecciones municipales de septiembre pasado, detonante de las protestas antigubernamentales en julio y agosto, y de las que Navalny fue considerado uno de sus líderes por las autoridades.

El líder opositor fue detenido antes de las protestas y condenado a un arresto de 30 días de prisión a fin de descabezar las marchas, que sin embargo se convirtieron en las mayores desde 2012 en Rusia. En las protestas fueron detenidas más de 2.000 personas, entre ellas varios opositores.