Press "Enter" to skip to content

El verso de “El secreto de Argentina”: por qué Chaco se quedó afuera de las 7 Maravillas

¿Por qué Campo del Cielo quedó afuera de la selección de las 7 Maravillas Naturales de Argentina? La respuesta sencilla es: porque no obtuvo los suficientes votos en el certamen organizado por New7Wonders. Pero, ¿por qué?

Si años atrás Ángel Rozas llegó a definir la presidencia del Comité Nacional de la UCR con los votos de los afiliados radicales chaqueños, ¿cómo es posible que más de un millón de chaqueños no sean capaces de votar una belleza natural propia para generar turismo, o aunque más no sea por orgullo?

Así que una respuesta más pertinente al resultado de la votación de las 7 Maravillas reside en lo que pasó inmediatamente después de que los organizadores dieran a conocer a los ganadores: nada, no pasó absolutamente nada. O los chaqueños no se enteraron, o no le dieron importancia al asunto. Y aquí aparece la otra explicación, que es política: no se hizo campaña para votar al lugar de residencia del segundo meteorito más grande del mundo. O se hizo muy mal.

El desplante del 7 de mayo, cuando tras contabilizar más de un millón de votos el jurado anunció a los ganadores, sigue siendo doloroso, y esto no sólo nos toca a nosotros: ¿por qué no hubo suficientes correntinos haciéndole el aguante al segundo humedal más importante del mundo, los Esteros del Iberá? ¿Por qué los chaqueños no se volcaron a votar masivamente al misterioso territorio en el que yacen desde hace 4 mil años los restos de un asteroide gigante apetecido por aventureros desde hace décadas? Faltó política.

La difusión mundial de un premio como éste vale más que todas las misiones oficiales juntas de los funcionarios de Turismo de la Provincia, que con denuedo reparten folletos de “El Secreto de Argentina” en los foros internacionales y arman stands testimoniales en la Casa del Chaco y en eventos comerciales mientras comen canapés y toman cócteles, pero no tienen la capacidad para invertir en una campaña en la que cada chaqueño, con un clic o vía sms pueda “poner en valor”, como tanto les gusta decir, a su propia tierra. Turismo son divisas, es plata, es actividad comercial.

Chaco se quedó afuera por apatía y por falta de política. Una hermosa oportunidad perdida. Somos tan Chaco que dolemos, y encima nos enojamos.