Press "Enter" to skip to content

Cristina Kirchner fue al PJ y se puso a disposición para armar “un gran frente electoral opositor”

La ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner asistió hoy, después de una década y media, a la sede del Partido Justicialista (PJ) nacional y se puso a “disposición” de los dirigentes para la construcción de un “gran frente electoral opositor” que le permita al peronismo “recuperar el gobierno” en las elecciones de octubre.

Así lo señaló el presidente del Consejo Nacional del PJ, José Luis Gioja, tras la reunión de la ex mandataria con la conducción partidaria en la sede porteña de la calle Matheu 130, donde hubo gobernadores, legisladores, intendentes y sindicalistas, entre otros dirigentes.

Sin una convocatoria masiva anticipada y con el impacto que causó en el PJ la victoria del peronismo no kirchnerista en la provincia de Córdoba, liderado por el gobernador Juan Schiaretti, la senadora nacional visitó luego de 16 años la sede partidaria y fue la única oradora en el quincho del segundo piso del edificio, donde los dirigentes que asistieron debieron dejar sus teléfonos celulares en un sobre.

Las habituales condiciones en las que se realizan las reuniones de la Mesa de Acción Política y la conducción nacional del PJ se vieron alteradas por la considerada “histórica” presencia de la ex mandataria, que habló durante 40 minutos y se retiró con su custodia y equipo de comunicación que dominó toda la escena con la coordinación del ex secretario general de la Presidencia Oscar Parrilli.

La mayoría de los referentes de los distintos sectores del peronismo afines al kirchnerismo que componen ese órgano partidario dijeron a Télam que Cristina Fernández “estuvo muy lúcida, entusiasmada, con ideas claras y con la firme convicción de colaborar para armar un gran frente electoral opositor”.

Y también coincidieron en que se mostró “con ganas de ser candidata”.

En rueda de prensa, Gioja insistió con la convocotoria a los gobernadores peronistas y al conductor del Frente Renovador, Sergio Massa, que componen Alternativa Federal, porque “hay que tratar de armar un frente nacional bien amplio en el que primero nos unamos todos los peronistas y luego todos los opositores para derrotar en las urnas a este gobierno neoliberal”.

Uno de los puntos más importantes en el temario de esta jornada fue la conformación de una alianza electoral y, al respecto, el PJ y Unidad Ciudadana, con el visto bueno de la senadora, avanzaron en que “habrá un frente y que puede haber primarias si hay más de un candidato y no logramos ponernos de acuerdo”.

Sobre la posibilidad de que a este frente opositor se sumen los gobernadores peronistas y Massa, Gioja reiteró que “se está conversando con todos porque se necesita una unidad bien amplia y diversa. No hay nada que excluya a nadie”, lanzó.

Con respecto a la presentación del frente que debe hacerse el 12 de junio en la justicia electoral, el titular del PJ nacional bregó porque “se tenga listo todo el armado de los partidos políticos que integran este espacio para el 31 de mayo”, aunque esa fecha es tentativa, explicaron fuentes partidarias.

Durante la charla, que continuó 40 minutos más luego de que se retirara la senadora nacional de Unidad Ciudadana, el jefe de bloque del PJ-FpV en la cámara de Diputados, Agustín Rossi, pidió que “en el reglamento constitutivo del frente se establezca que el piso para ingresar a la lista sea mínimo para aumentar así la mayor participación y no sea algo excluyente de las minorías”, lo que fue aceptado por la mayoría de los presentes.

Del encuentro participaron los gobernadores Rosana Bertone (Tierra del Fuego), Gildo Insfrán (Formosa) y Lucía Corpacci (Catamarca); los legisladores Daniel Scioli, Felipe Solá, Agustín Rossi, Fernando Espinoza, Luis Beder Herrera, Silvina Frana y Cristina Álvarez Rodríguez; los intendentes bonaerenses Verónica Magario (La Matanza), Gustavo Menéndez (Merlo) y Leonardo Nardini (Malvinas Argentinas) y los dirigentes Alberto Fernández, Beatriz Rojkes de Alperovich y Fernando Navarro, entre otros.

También asistieron los sindicalistas Hugo Moyano (Camioneros), Hugo Yasky (CTA), Omar Plaini (Canillitas), Víctor Santa María (Suterh) y Ricardo Pignanelli (SMATA), mientras que Héctor Daer (Sanidad) y Antonio Caló (UOM) no fueron porque participaron en el mismo horario de la reunión de la CGT.

La foto del encuentro dio el marco para la recomposición final de la relación entre el PJ y el kirchnerismo, tras el divorcio de ambos sectores en 2017, cuando la ex mandataria creó el espacio denominado Unidad Ciudadana y el sello partidario del Partido Justicialista quedó para el ex candidato a senador nacional Florencio Randazzo.

Sin embargo, los dirigentes peronistas que participaron del encuentro ya habían manifestado su preferencia por la unidad con el kirchnerismo y admitieron la conducción política de Cristina Fernández, lo que todavía rechazan los gobernadores justicialistas y el Frente Renovador, aunque existen diálogos entre los sectores del PJ para conformar un frente de unidad amplio.

Fuente: Télam.