Press "Enter" to skip to content

Cautelar impulsada por la Defensoría Municipal le baja el volumen a las recepciones en el club de Vialidad

El lugar es utilizado para fiestas y eventos públicos a pesar de estar clausurado desde agosto. Los vecinos de Villa Fabiana y Villa Camila denunciaron contaminación sonora, cortes de calle y olores nauseabundos. Ahora el municipio tendrá que velar “minuto a minuto” por el cumplimiento de una serie de medidas ordenadas por la Justicia.

“Vecinos de Villa Fabiana y Villa Camila nos convocaron. Reclamaban desde 2014 por las fiestas en el club de Vialidad, en la Colectora de la autovía 16. Presentamos un recurso de amparo. La Justicia concedió una medida cautelar contra el Ejecutivo municipal. Los ruidos, los cortes de tránsito, la higiene, las medidas de seguridad se sumaron a los eventos que este año se realizan a pesar de una clausura que desde agosto rige sobre este lugar, donde se realizan las fiestas y recepciones”, informó Silvio Doldán, Ombudsman de Resistencia, en la cuenta social de la Defensoría.

“Por orden judicial, ahora, deberán controlar minuto a minuto los eventos, reportar los resultados e informar sobre la situación del establecimiento, clausurado por la justicia de faltas municipal”, abundó respecto a la medida ordenada por la jueza Civil y Comercial Nº 11, Beatriz Esther Cáceres, quien ya informó al intendente Jorge Capitanich sobre la urgencia de su cumplimiento, toda vez que el Club de Vialidad tiene programadas fiestas para este viernes y sábado, y muchas más para el mes de diciembre.

En la sentencia, Cáceres ordena al Ejecutivo municipal controlar el cumplimiento de la normativa sobre ruidos molestos, y garantizar que los vecinos de los barrios circundantes -Villa Fabiana y Villa Camila- tengan liberada la circulación hacia la colectora de la autovía de la RN16, así como los medios de transporte de pasajeros y, eventualmente, ambulancias y bomberos.