Press "Enter" to skip to content

Diputada de la CC imputada en el D’Alessiogate tiene “la íntima convicción” de que CFK es culpable

La diputada de la Coalición Cívica Paula Oliveto, quien junto a su par Elisa Carrió fueron imputadas por haber introducido a Marcelo D’Alessio y al exagente Rolando “Rolo” Barreiro en la fiscalía de Juan Ignacio Bidone, y que tuvieron una “participación activa” en la liberación del valijero desarrepentido Leonardo Fariña, además de haber presentado las escuchas ilegales del denominado “Operativo Puf” para tratar de embarrar la investigación del D’Alessiogate, aseguró hoy que tiene la “íntima convicción de que Cristina es responsable de un sistema de apropiación de fondos del Estado para beneficiar a determinadas personas”.

Además dijo que tiene “malas expectativas” con la Justicia dado su “convencimiento de que no es independiente” del poder político, haciendo realidad aquello de “a confesión de parte, relevo de pruebas”. En efecto, Oliveto no aclaró si la Justicia no es independiente, perjudica a CFK en lugar de beneficiarla, ya que el poder político lo ejerce Mauricio Macri, del que Oliveto es socia política y por el que se jugó el pellejo y hoy está procesada.

De hecho, esa Justicia es la que condujo a Cristina a sendas imputaciones como presunta jefa de bandas criminales, con instrucciones irregulares y papelones que llevaron a la actual vice electa a calificar categóricamente de “lawfare” a todo el proceso.

Más adelante expuso su predilección por la denominada ‘doctrina Irurzún’, según la cual los exfuncionarios procesados deberían estar arrestados para no entorpecer el avance de una causa por sus contactos, lazos o relaciones creadas por el poder que tuvieron o, en este caso, tienen: “Cristina es la vicepresidenta de la Nación y en sus gestos muestra claramente que es la jefa del proyecto político. La veo empoderada desde la política”.

Finalmente culpó anticipadamente a la Justicia por un eventual fallo favorable a la expresidenta: “Las expectativas que tengo, desde mi convencimiento de que la justicia argentina no es independiente, me lleva a una conclusión mala, ojalá me equivoque y los argentinos sepamos que se hizo justicia”. Vale decir que si Cristina es declarada culpable, entonces la Justicia es independiente y se equivocó, y si es absuelta, la Justicia no es independiente y tenía razón.

No hay que olvidar que todas estas afirmaciones las hace la diputada que está más comprometida en las operaciones de escuchas ilegales que están siendo investigadas por el juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla, y que involucra a otros dirigentes políticos, funcionarios judiciales, jueces, fiscales, policías, periodistas y agentes de inteligencia.