Press "Enter" to skip to content

¡No a los ejercicios militares conjuntos con el imperialismo yanqui! | Por Rodolfo Schwartz

El 2 de Abril de 1983, en el primer aniversario de la Recuperación de Malvinas, un puñado de militantes políticos nos juntamos en un emotivo encuentro con Ex Soldados Combatientes, a los que buscaban aislar del pueblo. Lo hicimos en los altos de Pellegrini e Yrigoyen, para conmemorar el primer aniversario de esa gesta antimperialista.

Desde ese momento y en diferentes etapas, nos fueron uniendo profundos lazos, con quienes combatieron al imperialismo inglés con las armas en la mano. Participamos y acompañamos los
tradicionales encuentros en la Plaza España y pudimos contribuir a que se realizaran las grandes movilizaciones unitarias y multisectoriales a Plaza de Mayo, en medio de la campaña desmalvinizadora.

Ante un posteo en Facebook de un entrañable compañero de todos esos momentos, haciendo referencia a la votación en el Congreso de la Nación, donde se aprobó la entrada de tropas extranjeras al territorio nacional y la salida de fuerzas nacionales para participar en ejercicios, me veo obligado a reafirmar una línea histórica, tomar posición y a transcribir lo publicado en el ultimo Semanario Hoy, de nuestro Partido.

 “No olvidamos que el imperialismo yanqui fue el aliado decisivo de Inglaterra, en la usurpación de nuestras islas y aguas del Atlántico Sur, que sigue saqueando nuestras riquezas naturales y pretende usurpar el Sector Antártico Argentino. Macri intentó, y en algunos casos realizó, maniobras militares conjuntas con Estados Unidos en la Patagonia y en el Litoral. Son maniobras militares con la estrategia de “los nuevos enemigos”, que entrenan a las Fuerzas Armadas como fuerzas de represión al pueblo ¡Cómo vamos a hacer ejercicios militares con tropas de Estados Unidos y las Fuerzas Armadas de Bolivia que vienen de protagonizar un golpe de Estado en el país hermano! ¡Cómo vamos a hacer maniobras con tropas yanquis que, en la disputa del mundo con otras potencias imperialistas provocan centenares de miles de muertes y millones de refugiados y desplazados, saquean nuestros recursos nacionales y se adueñan de las posiciones estratégicas y nos llevan al borde de una guerra mundial. Pensar una política nacional de defensa requiere partir de nuestras raíces: Belgrano, San Martín, Güemes, Artigas y tantos otros que hermanaron a Latinoamérica en la conquista de la primera y gloriosa independencia nacional. Y nos proclamaron libres de toda dominación extranjera el 9 de Julio de 1816. Pensar en una política nacional de defensa requiere honrar a nuestros caídos en Malvinas, a nuestros veteranos, al apoyo en esa patriada los países de América Latina y el Tercer mundo, para sacar enseñanzas de esa guerra nacional contra el colonialismo imperialista inglés. El pueblo argentino y las fuerzas patrióticas hemos repudiado, siempre, la presencia de tropas yanquis, así como hemos repudiado la presencia de bases militares o “paramilitares” de Estados Unidos y la base militar del imperialismo de China." 

Por lo sostenido coherentemente en años de lucha y por esta posición expresada, entiendo que es un grave error haber aceptado esos operativos conjuntos. Deberá analizarse profundamente esa actitud, que no expresa las posiciones sostenidas en toda nuestra historia como Partido, ni en la actualidad.

(*) Diputado Provincial, Chaco.