Capitanich espera que esta temporada el Chaco produzca unas cinco millones de toneladas de algodón

Economía Interior Provincia Provinciales
 Capitanich espera que esta temporada el Chaco produzca unas cinco millones de toneladas de algodón

Realizó una recorrida por distintas zonas de producción agrícola en donde reiteró el apoyo al sector para lograr la integración de las cadenas de valor. “Probablemente en el transcurso de esta temporada podamos tener una cifra cercana a las 5 millones de toneladas en la sumatoria de los 11 cultivos agrícolas”, proyectó.

Durante la mañana y siesta de este lunes, el gobernador Jorge Capitanich recorrió distintos emprendimientos productivos y campos agrícolas, para constatar el estado de las cosechas y abordar junto a productores estrategias de apoyo financiero para sostener y aumentar la productividad en el marco de la emergencia por Covid-19.

Junto al ministro de Industria, Producción y Empleo, Sebastián Lifton, visitó la Finca “Don Pibe”, que produce morrones, en el Kilómetro 57 de la Ruta Provincial 4 camino a Pampa del Indio. Luego, visitó el Establecimiento de Andrés Parra, en la localidad de Los Frentones.

“Estamos intensificando el proceso de cosecha, que es una actividad esencial para el país en cuanto a la generación de divisas por exportaciones y porque a su vez implica un valor agregado en origen con tecnología de punta”, expuso el mandatario.

Hizo hincapié en la capacidad productiva provincial, que aseguró es “muy buena” y en la posibilidad de potenciar ese rendimiento: “Probablemente en el transcurso de esta temporada podamos tener una cifra cercana a las 5 millones de toneladas en la sumatoria de cultivos agrícolas, que en la provincia son 11”, dijo.

“Hoy tenemos cerca de 1,6 a 1,8 millones de hectáreas de superficie sembrada, cuando en realidad podemos producir cerca de 3 millones de acuerdo a lo que estipuló el INTA de Sáenz Peña en el estudio de uso y capacidad de suelo”, proyectó.

“El Chaco produce todo y estamos entusiasmados con esta idea de entender que esta crisis es un escenario de oportunidad y tenemos muy buenos productores, empresarios, trabajadores, y lo que se trata es ver cómo asignamos bien los recursos y entre todos generamos un proyecto de provincia que genere más producción, más empleo y más exportación”, manifestó Capitanich.

Por su parte, el ministro Lifton precisó: “Observamos un muy buen rendimiento, variable según la zona y tipo de suelo, una muy buena producción en soja, algodón y maíz, con perspectivas muy positivas para el agro chaqueño, más allá de las inclemencias que han sufrido”.

El funcionario reiteró el propósito de alcanzar el autoabastecimiento en la provincia en lo que tiene que ver con estos productos y aseguró que “no existen limitantes, porque Chaco cuenta con condiciones y productores para hacerlo y es allí donde entra a jugar fuertemente el rol del Estado, acompañando y poniendo a disposición las herramientas necesarias para el crecimiento del sector”.

Establecimiento Parra

El mandatario recorrió el establecimiento de Andrés Parra, en la localidad de Los Frentones. Se trata de una familia que cuenta con un feedlot de 500 cabezas de ganado y con un campo de aproximadamente 20 mil hectáreas, 10 mil de producción agropecuaria, 5 mil de soja, cerca de 3 mil hectáreas de algodón y maíz, sorgo, con un proceso integrado.

“Conversamos con la familia en la posibilidad de trabajar en un proyecto para el desarrollo de la actividad de base industrial”, dijo el gobernador, considerando que es importante contar con una desmotadora de última generación para el departamento Almirante Brown, porque podría procesar 45 mil toneladas de algodón y significaría una inversión de cerca de 7 y 8 millones de dólares.

“Queremos apoyar con estructuras de financiamiento para que esto pueda ocurrir, porque genera enorme potencialidad para todos los productores de la zona, no solamente de Chaco, sino también Santiago del Estero y porque nosotros observamos que este año puede ser muy bueno en términos de récord producción, porque se incorpora tecnología y se incorporan buenas prácticas agrícolas”, explicó Capitanich.

Autoabastecimiento del mercado hortícola

En la recorrida el gobernador visitó la finca “Don Pibe”, un emprendimiento de producción intensiva de morrones bajo invernadero. El establecimiento de los jóvenes ingenieros agrónomos Luigi Lupi y Mauro Guastalla comenzó en 2017. Hoy cuentan con 9 mil metros cuadrados con una producción estimada de 100 toneladas y un nivel de facturación de 4,8 millones de pesos.

“La idea es que se convierta en un centro de producción y con transferencia de tecnológica garantizando la cadena productiva”, manifestó el gobernador, destacando la rentabilidad, la logística y la provisión para el mercado interno. Además cuenta con un sistema de invernaderos de alta calidad y una represa a 2 kilómetros para el riego por goteo.

“En el Chaco no tenemos autoabastecimiento de frutas, verduras y hortalizas, pero sí tenemos las condiciones agroecológicas para hacerlo”, indicó Capitanich y aseguró que Don Pibe es un ejemplo. “Esto queremos hacer en toda la provincia”, señaló.

En ese sentido anticipó que se trabajará en conjunto con la finca para su desarrollo a través de mecanismos de financiamiento –créditos del Nuevo Banco del Chaco- con fondo de garantía chaqueño. Se incentivará el comercio electrónico, con producción sustentable agroeconómica, y la provisión de camiones térmicos para el traslado.

“Nuestro objetivo es apuntalar a productores jóvenes con creatividad y capacidad, con capacidad de repago y así garantizar abastecimiento de mercado interno y que Chaco se convierta en un epicentro del desarrollo de la tecnología”, expresó. Agregó que al producir bienes de calidad con buenos precios es posible recuperar la cadena, además de generar puestos de trabajos y tener una capacidad para el desarrollo.

Un modelo disruptivo

Mauro Guastalla, productor de la zona rural de Quitilipi, uno de los tres socios de un proyecto de producción intensiva bajo invernadero, iniciado en 2017, explicó que lo suyo es un proyecto “que plantea un modelo totalmente disruptivo para la zona” y que se trata de “algo único que viene a solucionar grandes problemas que tiene la zona, como falta de rentabilidad por superficie en los diferentes campos de familia”.

El productor se refirió a la “generosa” propuesta del gobernador, que les propuso “primero, incrementar la producción y luego ampliarla para generar un emprendimiento público-privado de capacitación para técnicos y productores para que a partir del centro de generación e información y de capacitación llegue a donde tiene que llegar a la provincia: al pequeño y mediano productor”.

Haciendo un balance de las recorridas, resaltó el trabajo de los productores, el uso de tecnología de primera calidad y herramientas modernas para hacer “agricultura de precisión”. Sobre ello señaló que esto servirá para analizar cada lote, ver estrategias de fertilización, de uso de herbicidas, de mejoramiento de la tasa de rendimiento para hacer promedios dentro lotes debidamente clasificados y así, acrecentar la superficie sembrada.