Peche, en línea recta pero a contramano

Economía Opinión Política Provinciales Salud

Por Cristian Muriel

En política ya es un cliché hablar de “la oposición por la oposición misma”, pero lo de Carim Peche alcanza ribetes cómicos. Preocupa un discurso tan lineal que no admite la inversión en infraestructura con el argumento de que hay que invertir en Salud.`

Después de mandarse la pasión con la compra de huevos de pascua por parte de Lotería Chaqueña, Carim Peche contraataca con el pedido de no construir una obra de infraestructura en una zona de riesgo, La Leonesa.

El jefe de la bancada radical está ensañado con Lotería Chaqueña, la empresa que sostiene con fondos genuinos buena parte de las estrategias sanitarias de la Provincia, y que se hizo cargo en 2007 del muerto del Gualok, prostituido y destruido cuando él era intendente de Sáenz Peña. En esa época el Gualok tenía un casino trucho operando al margen de la ley y debía millones en impuestos; hoy recibe a pacientes Covid.

Para Peche es “inmoral” que la Provincia destine $ 115 millones para construir un estadio “en una de las zonas más afectadas por la pandemia”. Sostiene que si hay que reforzar las zonas fronterizas con Paraguay para evitar el aumento exponencial de contagios, esa plata hay que ponerla en los hospitales y centros de salud de la zona o comprar kits de testeo y vacunas.

Hasta tal punto confunde las prioridades, que dice que “nadie desconoce la importancia de la actividad deportiva en la sociedad”, como si el objetivo del gobierno fuera mandar a la gente a jugar a la pelota.

No entiende que, primero, la actividad deportiva tendrá lugar recién ocho meses después de que se apruebe la oferta ganadora para la obra, ésta se construya y se inaugure, y todo en función de la realidad sanitaria de ese momento, pero que ahora lo que se está buscando es poner a laburar a las empresas constructoras, a los ingenieros, arquitectos, oficiales albañiles, maquinistas para que lleven un mango a la casa y compren en el almacén del barrio; se construye para reactivar la economía.

Y no entiende que la Provincia del Chaco ya obtuvo en noviembre financiamiento de FONPLATA por hasta US$ 40 millones justamente para inversión social en Salud Pública, además de fondos nacionales y provinciales que es estéril enumerar en este momento, como es estéril preguntarle por qué no le dijo inmoral a su jefe, Mauricio Macri, cuando le bajó el rango al Ministerio de Salud, convirtiéndolo en Secretaría, y empezó a cortar programas de salud en todo el país.

Peche habla de “prioridades cambiadas”. Un estadista.