Con balas de goma y un camión hidrante la Policía dispersó del Municipio a manifestantes del Polo Obrero

Gremiales Locales Policiales y judiciales Política Provinciales Sociedad
 Con balas de goma y un camión hidrante la Policía dispersó del Municipio a manifestantes del Polo Obrero

Esta mañana se llevaron a cabo distintas protestas en varios puntos del microcentro de Resistencia. En el caso de la sede municipal capitalina, los manifestantes del Polo Obrero que obstruían el acceso al edificio fueron reprimidos con un camión hidrante y balas de goma. Por la tarde, la Multisectorial Feminista repudió el accionar policial y cargó contra el intendente Martínez.

El documento de la Multisetorial

REPUDIO A LA REPRESIÓN DEL MUNICIPIO DE RESISTENCIA

Repudiamos la represión realizada este medio día por la policía del Chaco, en inmediaciones del municipio de Resistencia.

Los conflictos sociales, en el marco de un ajuste a los bolsillos de los y las trabajadoras, resultado de una política de entrega que prioriza el pago de la estafa macrista que endeudó a la Argentina por 45 mil millones de dólares, no se resuelve con represión.

Es de público conocimiento que el Intendente Gustavo Martínez no recibe a las organizaciones que no se encuentran bajo su órbita. Así como tampoco recibe a los vecinos que reclaman que se impida el funcionamiento de actividades sociales como en la canchita de la Laguna Argüello, a los que reclaman impuestos diferenciados y a las mujeres que piden políticas públicas que tiendan a prevenir violencias de género.

Mientras se anuncia que “se debe tener los pies sobre la tierra” y se informa que es imposible realizar tareas de mejoramiento en las calles y barrios de Resistencia debido a la inflación, se destinan sumas millonarias a refacciones en plazas y parques inconsultas y de dudosas licitaciones a empresas constructoras.

En ese marco, en lugar de recibir las demandas sociales, se las reprime.

La represión nunca es el camino para abordar los problemas acuciantes de la comunidad.